...Por España

Restaurante Bizcocho (Trujillo)

Restaurante Bizcocho

Nuestra escapada a Trujillo nos ha dejado innumerables recuerdos de paisajes con encanto. Después de una pequeña ruta de senderismo, veníamos con mucha hambre. Cerca de donde nos alojábamos vimos un restaurante que tenía buena pinta, Restaurante Bizcocho.

Un restaurante precioso y elegante en sus salones interiores, veladores con vistas a la Plaza Mayor. Hacía buen tiempo y nos sentamos fuera.

No es un secreto que Extremadura es conocida por su buena gastronomía y por su bien vino. Tenían una carta de vinos selecta de los cuales, nos aconsejaron Coloma Selección Graciano 2015, de Bodegas Coloma

Con un precioso rojo granate y con un suave sabor a tostados, acompañó muy bien a lo que íbamos a comer.

Por cortesía de la casa, mientras eliges los platos y saboreas el vino, nos pusieron un sabroso y cremoso paté casero.

Cualquiera que nos conozca o nos siga, sabe de sobra que somos adictos a guisos caseros, platos tradicionales y probar la gastronomía rural allá donde vamos, Trujillo no iba a ser menos.

Para empezar un arroz con perdiz y boletus. Un arroz en su punto, con un buen fondo, bien especiado, carne de perdiz jugosa y tierna, el regusto que te deja en el paladar es fino, con un dulce sabor a PX y pasas. Lo adornan con espárragos trigueros y pimientos del padrón. 

Un arroz exquisito. «El típico arroz que hacen los hombres de campo.»

De segundo, Magret de Pato con salsa de Naranja. Carne muy jugosa con un toque amargo de la naranja y dulce de la miel, lo acompañaba unos exquisitos gajos de pera asadas al vino tinto y un puré de papas achorizadas con compota de naranja amarga.

Una delicia!! Cómo han sabido jugar con los sabores dulces y amargos en este plato.

Después de este atracón de comida necesitábamos un digestivo, estábamos llenísimos!!

Mientras esperábamos la cuenta nos pusieron unos chupitos de Orujo de Hierba, licor de almendras y un mousses caseros.

Un restaurante muy elegante con un gusto exquisito. Atención de primera con un personal muy cualificado, ambiente tranquilo y excepcional. Tienen una cocina exquisita y con buena presentación.

Un gustazo probar una cocina tradicional de primera. El precio es elevado pero no se puede pedir menos por la calidad de estos platos, elaboración y ubicación.

Salir satisfechos siempre es importante!!

Buen provecho!!

Deja un comentario

Tu email no será publicado. Los campos requeridos estaán marcados *